Agradecida de Dios | Olga Rabanal – Residente Hogar Juan Pablo II – Arauco

La señora Olga es originaria de Lota, ciudad de la que guarda muchos recuerdos. Fue dueña de casa y tuvo 9 hijos, de los cuales solo dos están vivos. También su marido falleció. “Es un dolor grande tantas partidas…y ver que te vas quedando sola”. Pero el Hogar Juan Pablo II de Fundación Las Rosas, en Arauco, ha sido su refugio. Aquí encontró nuevas amigas con quienes compartir, tejer y conversar. “Estoy agradecida de Dios por todas estas personas a mi lado”.

Recent Posts
0